ir a contenido
Las ventajas y cuidados de los muebles de piel

Las ventajas y cuidados de los muebles de piel

Ya sea por la elegancia o textura agradable, los muebles de piel siempre dan un toque sofisticado a cualquier habitación. Aquí te decimos las ventajas y cuidados que debes tener al elegir muebles de piel para tu hogar: La piel es un material que no necesita presentación. A lo largo de la historia muchos de los muebles, prendas de vestir e incluso casas, han tenido a la piel como uno de los materiales predilectos. Ello se debe, entre otras cosas, a su alta durabilidad y resistencia. Aunque este material suele asociarse con un ambiente clásico, hoy en día también existe mobiliario para aportar un carácter que va desde lo industrial, vintage y contemporáneo. 

Mobiliario de piel: limpieza y durabilidad

Cualquier pieza de mobiliario de piel adquiere inmediatamente una jerarquía distinta en la habitación. No por ello su adquisición debe tomarse a la ligera, si bien su precio es mayor al mobiliario de tela, la calidad, porte y textura es inigualable. Adquirir muebles de piel es pensar a largo plazo pues entre sus ventajas tiene la de exigir muy pocos cuidados y mantenimiento comparado con otros materiales. En términos generales se puede decir que es una inversión que rendirá sus frutos durante 2 o 3 veces el tiempo que un mueble de tela pudiera lograr. Además de las ventajas de limpieza y durabilidad, en Calligaris hay una gran variedad de piezas de piel que seguro cumplirán con tus necesidades:

1. Sofá Landa

 

El sofá Landa es ideal para transmitir una atmósfera contemporánea y acogedora a tu sala después de un día lleno de actividades. Cubierto al 100% de piel suave y resistente al uso, es por sí mismo un elemento de decoración, pero también se caracteriza por un detalle oculto que se convierte en el elemento precioso: el movimiento que permite alcanzar el confort deseado a través de la perfecta inclinación entre el cojín, el brazo y el respaldo.

2. Silla Fifties

 

La silla Fifties, tal y como lo indica su nombre, fue inspirada en el mobiliario creado durante la década de los 50. Fue diseñada por la casa Busetti Garuti Redaelli y evoca a ciertas memorias placenteras con ayuda del la textura de la piel, así como el asiento y respaldo curvos. Estructurada con perfiles metálicos tubulares delgados, la silla es muy ligera pero resistente. Gracias a la esbeltez de sus elementos puede ser el complemento perfecto para una mesa de geometría sencilla y clara. Aunque es fabricada en gran variedad de acabados, texturas y colores, la silla con acabado de piel transmite al mismo tiempo un toque industrial y artesanal. 

3. Silla Anaïs

 

La silla Anaïs posee una estructura de madera acolchada con piel auténtica para ofrecer una mayor comodidad del asiento. De soporte macizo y patas ligeramente cónicas, el asiento es de correas elásticas, lo que asegura el confort y resistencia. Es perfecta para darle un toque de elegancia a un comedor, restaurante o cafetería. La curva del respaldo sigue la espalda de los comensales y el acabado en piel facilita la limpieza en un lugar donde el tránsito y uso suele ser constante. 

Cuidados mínimos, personalidad única

Sin duda un sofá, silla o sillón de piel proporciona personalidad y jerarquía a cualquier sala, comedor o restaurante. Al mismo tiempo ofrece la posibilidad de no preocuparnos por las manchas de la tela o el desgaste usual de un textil.    Al necesitar solamente un paño húmedo, y tal vez una crema especial una vez por año, el mantenimiento y cuidado es mínimo y también el tiempo para hacerlo.    En Calligaris encontrarás estos y más ejemplos de mobiliario de piel. Descubre inventarios y colecciones tan únicas como tu hogar. 
artículo anterior Archirivolto: diseño de Italia a tu casa
artículo siguiente 3 consejos prácticos para elegir el tapete de tus sueños